OMS lanza alerta internacional ante avance de viruela del mono

 

El llamado de la OMS no sólo está dirigido a las autoridades de los países sino a los organismos de la sociedad civil

José Danilo Centeno-LNP. Aún no se controla totalmente la epidemia del COVID 19, cuando la Organización Mundial de la Salud (OMS) lanza un llamado de alerta internacional debido al brote de la enfermedad conocida como Viruela del Mono de la que se han reportado más de 16,000 casos, distribuidos en 75 países.

El llamado de emergencia fue dado a conocer el sábado 23 de julio por Tedros Adhanom Ghebreyesus, director de la OMS, y persigue establecer una coordinación internacional efectiva para frenar el riesgo que enfrentan todos los países ante la propagación de la enfermedad.

Algunos expertos consideran que la OMS se ha tardado en emitir esta emergencia, la cual pondrá en marcha una serie de medidas coordinadas a nivel global para enfrentar los riesgos de salud pública más allá de los países afectados, promoviendo en el mundo las tareas de detección, tratamiento y control sanitario.

El llamado de la OMS no sólo está dirigido a las autoridades de los países sino a los organismos de la sociedad civil, aclaró el director de la OMS.

¿QUÉ ES LA VIRUELA DEL MONO?

Es una enfermedad causada por el virus de la viruela símica; una infección provocada por agentes patógenos como bacterias, virus, microbios, lombrices y hongos. Este tipo de enfermedades se conoce como zoonóticas, es decir que se propagan de animales a humanos y de persona a persona.

La transmisión puede producirse por vía directa, en el caso de fluidos de animales o personas enfermas. O indirecta, cuando intervienen vectores como mosquitos, garrapatas, etcétera.

Si bien en la mayoría de los casos documentados, los síntomas de esta enfermedad desaparecen por sí solos en unas pocas semanas, en algunas personas, las infecciones pueden provocar complicaciones médicas e incluso la muerte en el caso de recién nacidos y personas con problemas en su sistema inmunológico.

 

 

¿CUÁLES SON LOS SÍNTOMAS?

Los más comunes son fiebre, dolor de cabeza, dolores musculares, dolor de espalda, falta de energía y ganglios linfáticos inflamados, erupciones en la cara, las palmas de las manos, las plantas de los pies, los ojos, la boca, el cuello, la ingle y las regiones genitales o anales con una duración de dos a tres semanas. Pueden presentarse unas cuantas ampollas o una enorme cantidad, éstas se llenan de líquido, se secan y finalmente desaparecen.

El líquido que producen estas ampollas es infeccioso por lo que los pacientes deben mantenerse aislados para evitar contagiar a otras personas.

¿CUÁL ES LA MANERA DE CONTAGIO?

La enfermedad se propaga de persona a persona mediante contacto directo con alguien infectado, esto incluye las relaciones sexuales, besos, etcétera. Las superficies que el enfermo haya tocado pueden quedar infectadas, el virus puede penetrar por las vías respiratorias.

Se puede reducir el riesgo de adquirir la enfermedad evitando el contacto con personas que la padezcan o sean sospechosas de padecerla, así como animales que hayan estado en riesgo. Desinfecte periódicamente su entorno y útiles y herramientas con las que esté en contacto.

VACUNAS

Varios países están usando medicamentos antivirales y vacunas que fueron desarrolladas para proteger contra la viruela.

No existen tratamientos ni vacunas específicas para las infecciones por el virus de la viruela del mono.

Pero debido a que los virus de la viruela del mono y el de la viruela son genéticamente similares, varios países están usando medicamentos antivirales y vacunas que fueron desarrolladas para proteger contra la viruela.

Como indican los Centros para el Control de Enfermedades (CDC) de EE.UU., «cuando se administran apropiadamente antes o después de una exposición reciente (al virus), las vacunas pueden ser herramientas efectivas para proteger a la gente contra la enfermedad por viruela del mono».

El Servicio Nacional de Salud (NHS) de Reino Unido indica que «la enfermedad es usualmente leve y la mayoría de los infectados se recuperan en unas pocas semanas sin tratamiento».

Aún así, puede haber casos más severos que requieran hospitalización. Y el riesgo puede ser mayor para ancianos, niños pequeños y personas que están tomando medicamentos que afecten su sistema inmune.

Para los casos que requieran tratamiento, los CDC indican que, igual que ocurre con las vacunas> los medicamentos antivirales desarrollados para proteger contra la viruela pueden usarse para prevenir y tratar las infecciones por el virus de la viruela del mono.

 

 

Categories: Destacado,Internacionales

Tags: ,,,

Leave A Reply